lunes, 27 de diciembre de 2010

Entrevista a Segundo Manuel Aguinaga Pérez.

Tuve la oportunidad de entrevistar a Segundo Manuel Aguinaga Pérez, a fin de su gestión como alcalde de Oyotún, y lejos de hacer un juicio personal acerca de lo que conversé con él, invito a ustedes a que dejen su opinión acerca de ello. Manuel ha sido el primer alcalde oyotunence con el que he tenido la oportunidad de conversar y entrevistar a distancia y espero poder hacerlo con el alcalde electo, para darle seguimiento a la obra y continuidad a lo que acontece en nuestro pueblo.

Y no sólo con los funcionarios públicos, sino con todo aquel que quiera decir algo a favor del bienestar y el crecimiento de nuestra sociedad.


Miguel Amaranto: Manuel, cómo terminas tu gestión

Segundo Manuel: cumpliendo algunas metas, pero lo más importante es que con algún retraso las obras prioritarias están garantizadas en su ejecución por ejemplo la carretera están en cancha ya las maquinarias que garantizan su inicio y desarrollo y el Agua Proyecto integral se acaban de girar los 08 millones de parte del ministerio de Vivienda para su desembolso en enero

Miguel Amaranto: Durante tu gestión, ¿cuáles han sido los retos que haz enfrentado y cuáles los proyectos que haz concluido con éxito?

Segundo Manuel: Se culminaron con éxito las electrificaciones, las ejecutadas con recursos propios como pavimentaciones, locales comunales y quedan en plena ejecución las de saneamiento, debido al monto de su inversión y lo complicado de su ejecución por lo de Cira, y los intereses que existe sobre la ejecución, políticos sobre todo. ¿Sabes? El monto y el calendario que se acordó con el ministerio nunca se cumplió a pesar de que esperábamos que en Setiembre se tenga todo el desembolso pero parece que el gobierno se excedió en sus compromisos y en 7 meses no se giró nada.

Miguel Amaranto: ¿y cuál crees que haya sido el motivo por el cuál no se cumplió?

Segundo Manuel: Los compromisos políticos que tuvo la gente de gobierno retraso lo planificado y, como nos descuidamos un poquito confiados en el compromiso, nos obligó a retomar la presión, volvimos a la gestión y se depositó pero para enero; el contratista nos denunció e hizo problemas por ese tema pero eso se deriva por la negligencia del estado.

Miguel Amaranto: ¿Tú haz reclamado esa falta de atención del gobierno?, ¿haz respondido a la demanda?

Segundo Manuel: Si; fíjate, volví a seguir a Javier Velásquez y me respondió al mes y con su carta fui al ministro de vivienda y me dijo que ya no tenían dinero. Hace poco menos de una semana me llamaron para decirme que del fondo que algunos no utilizaron habían cogido para financiar "algunos " proyectos entre ellos el mío.
Sí respondí a la demanda y creo que el nuevo alcalde tiene toda la facilidad para tomar decisiones que permitan culminar esta obra. Fuimos a un arbitraje y ahora se nombraron a los miembros, pero por plazos tenemos todo para ganar. Aprendí que por incumplir plazos te ganan un proceso. Es un problema que merece toda tu atención

Miguel Amaranto: Manuel, ¿crees que terminas tu gestión con éxito?

Segundo Manuel: Creo que hemos cometido errores pero sin ninguna duda mi gestión marca el inicio de una gestión diferente donde se demostró que sí podemos pensar y actuar en grande sin complejos y atraer inversión de otros sectores: ONG´s Región, Provincia y Gobierno Central, con propuestas serias y visión de Cuenca, con mirada de futuro. Los proyectos que se quedan en cartera son grandiosos y sé que se llegarán a cristalizar siguiendo la misma línea de trabajo, invirtiendo en gente capaz para responder a la altura de los organismos que necesitan de nosotros.

Miguel Amaranto: Manuel, me da gusto conversar contigo, sobre todo en estas épocas navideñas y casi en el momento en que culminas tu gestión, he tenido el gusto de hacerte otras entrevistas y agradezco por haber aceptado. Para concluir con esta entrevista vía messenger, ¿qué te deja la experiencia como alcalde de un pueblo alejado de la provincia?

Segundo Manuel: Muchas, muchísimas, en realidad sé que hoy he mejorado mi capacidad para analizar los problemas de mi vecindad y aprendí que algunas veces hay que sacrificar el bienestar individual por el bien común, lamentablemente en nuestra zona el asistencialismo se mantiene como una costumbre pero el nivel de educación irá combatiéndola conforme vayamos elevándola, creo que hoy haría una mejor gestión, pero me capacitaré; estoy invitado a viajar a Philadelphia aprovecharé para enriquecer mi experiencia y regresaré a mi país para poner la cuota de capacidad adquirida, me capacitaré en Gestión Social que es un tema el cual junto a Finanzas en políticas Publicas me apasionan.

Miguel Amaranto: Es grato saber que una persona como tú vaya a seguir capacitándose; sobre todo porque ello implica que quienes tengan conocimiento de ello, sobre todo la juventud, se sienta motivada a salir del conformismo, la mediocridad para centrarse en la educación y la preparación que es lo que hace falta en un pueblo como el nuestro. Manuel, nuevamente gracias y espero que sigamos teniendo este tipo de conversaciones, como espero tener con el alcalde electo Teodoro Vargas.

Segundo Manuel : Tengo fe que nuestro pueblo marchará hacia una mejor manera de vivir ...cuídate y saludos a todos quienes forman tu familia y te hacen feliz.. bye

Miguel Amaranto: hasta luego.

Comentarios aquí mismo o a miguel-amaranto@hotmail.com

miércoles, 15 de diciembre de 2010

La Navidad y sus bondades

Diciembre ha sido para mí un mes en el que los sentimientos han chocado como truenos provocando cierta lluviecita en mis ojos; no por carencias extremas o por falta de regalos, sino por la angustia de no saber con cuál de mis padres pasaría Navidad. Antes de su separación, recuerdo, que los 5 soles que me daban cada viernes decembrino, lo gastaba comprando cuetes, rasca pies y objetos explosivos que anunciaban Navidad. Todo era una diversión enorme; ver la infinidad de chispitas que aparecían frente a los ojos maravillados de ese niño que fui, hacían creer que podía tener uno estrellas en las manos; todo ruido provocado por la pólvora me llevaban al éxtasis, hasta que se acabó cuando mis padres tomaron navidades distintas.

Desde entonces esta fecha no ha sido una celebración esperada. Gran parte de mi infancia pasó así. Quizá esta sensación de que algo faltaba en mí era mitigado por el alboroto que armaban mis primos; ellos eran los esperados en Diciembre. Entonces me hice reacio a ser partícipe de esta festividad, luego incrédulo conforme los libros me cambiaban las ideas hasta que salí del Perú. Aquí en México todo seguía igual en los diciembres, aunque algo empezó a provocar ansiedad no en todo mi ser, sino en el paladar: las Reliquias, los tamales, el champurrado, entre otras variedades culinarias que probé en casa de unos amigos. Pero la sensación que se inició en mi infancia seguía, ahora ya con más nostalgia: ya no tenía esa disyuntiva de ¿con papá o con mamá? Sino, un vacío que no llenaba nadie, ni las llamadas por teléfono de ambos.

Pero los cuetes, y todo artículo explosivo, las luces de bengala y más me llevaban de la mano a la infancia, como diría en su poema Tristitia el gran Abraham Valdelomar, a “mi infancia que fue dulce, serena, triste y sola”. De alguna forma, el alboroto en las calles de Torreón, el correteo de los niños, las luces en las casas me conducían a una sonrisa, me daban cierta tranquilidad; pero nada hacía emocionarme al máximo, nada me provocaba desear con ansias la Navidad.

Pero aunque no soy creyente, respetando a quienes celebran la Natividad del niño Jesús, la percepción me ha cambiado. Desde que tengo una nueva familia, y sobre todo, desde que tengo un niño, espero esta fecha con gusto, no para placer mío, sino, para ver la expresión de mi hijo cuando abre su regalo, y para ver el rostro alegre de quienes me rodean cuando me ven entrar al mitote.

En estos tiempos en que la violencia a sobrepasado los límites de la transigencia, ha llegado a ser el temor de quienes andamos por las calles, es bueno buscar alternativas para no dejarnos absorber por emociones que no han sido del todo comunes en nuestras vidas. La familia es una de ellas, buscar diversión en la familia implica una armonía constante, y en estos tiempos en que la violencia es el pan de cada día en las páginas de periódicos, y es lo que nos hace temer a la noche; fomentar la violencia en la casa se convierte en una actividad enfermiza y masoquista.

Volver a la infancia, ilusionarse como entonces da otro sentido a estas fechas que lejos de creencias religiosas, encontrar la paz debe ser el objetivo: paz en nosotros y en los otros; hacer oídos sordos a detonaciones que no sean cuetes y objetos de estas fechas; dejarnos llevar por el alboroto de los infantes: volver a la infancia es negarle arrugas a los años.

De esta forma es que Navidad tiene otro sentido para mí, un sentido que yo he buscado; una forma de hallar tranquilidad en los seres nuestros, en la familia.

comentarios:
miguel-amaranto@hotmail.com

miércoles, 8 de diciembre de 2010

La Falta de lectura es un problema de educación: Erick Sánchez

Visité la librería Gandhi aquí en torreón y me entrevisté con Erick Sánchez quién es el encargado de relaciones públicas. Y el tema- aunque obvio vale mencionarlo- fue la lectura en esta Zona del país.
Antes que nada, Erick invitó a la sociedad a visitar la librería, la cuál tiene un pequeño café y un foro. El lugar está abierto para todo artista que quiera hacer una exposición, presentación de libros, hacer una obra de teatro, o dar conferencias. Lo que me agradó de esto es que Gandhi no cobra un peso a los que soliciten el foro. El único requisito-mencionó Erick- es conocer su obra y su biografía.
En cuanto al tema de la lectura no hay nada novedoso: hay escases de compradores de libros; la sociedad está envuelta en un problema de inseguridad que invita al morbo a comprar periódicos amarillistas y seguir con este tipo de noticias que se difunde ya a manera de chisme.
Erick Sánchez enfatizó que el problema de la lectura radica en la falta de educación, en la falta de preparación de la sociedad, y la escases de difusión a la lectura.

Tere Muñoz coincide con la opinión de ErcikPor otra parte, Teresa Muñoz, directora de la escuela de escritores de la Laguna, enfatizó que el problema de la lectura en México es tan parecido al problema de crisis y de inseguridad.
Dedicada a educar nuevos escritores y aficionados acérrimos de la lectura, Tere Muñoz ha venido trabajando en la Escuela desde hace diez años en que se fundó. Por tanto, con la experiencia que tiene en el tema, sabe muy bien que la asistencia en la escuela ha disminuido de manera considerable, producto de la falta de impulso la lectura que hay en las escuelas.
Como maestra universitaria, manifestó que la escuela fue fundada con la intensión de ofrecer talleres dirigidos a estudiantes de comunicación, Derecho y todas la carreras que inclinan más a la escritura; pero se concluyó que ese grupo universitario son los que menos interés tienen por la lectura.
De esta forma, invita a los padres de familia a sentarse con sus hijos y leer un libro, sin importar el tema. Se trata de que eduquen a sus hijos en una cultura de apreciación a la lectura: “porque somos una sociedad que escribe, y no sólo los grandes escritores escriben; sino todos de alguna manera tenemos que hacer un oficio, etc”. Enfatizó.
Yo dejo a su criterio la opinión que han generado mis entrevistados. Todas estas conversaciones usted los puede encontrar en la página www.extradelalaguna.com.mx y dejar sus comentarios.
Sugerencias, opinión: miguel-amaranto@hotmail.com

Conversación con Celina Padilla

Una de las cosas que me entusiasman es cuando sé de gente que se preocupa por un sector de la sociedad que se ha ignorado y en el peor de los casos, burlado por su condición de ser. Por tal motivo, la conversación que tuve con Celina Padilla, Coordinadora de Gestión y Desarrollo de un grupo de Teatro que se llama Seña y Verbo. Este grupo tiene su lado especial en este aspecto: es un grupo de teatro en el que sus actores principales son sordos.
Esto me lleva a la reflexión quizá trillada, pero con el mismo común denominador de todos los temas que se caracterizan como clichés: la ignorancia de quienes leen o escuchan.
Como buenos seres humanos de tercer mundo, la mayoría de nosotros no hacemos más que burlarnos de quiénes padecen algún defecto o una incapacidad física. Pero cuando nos demuestran tener mejor desempeño en diversas actividades, nos cae el balde de agua fría pero insisto, como buenos conformistas, sólo observamos y continuamos con nuestras querellas por muchos pretextos que inventamos para evitar hacer tal o cual cosa.
Lo que Celina Padilla me comentó me llena de orgullo, no porque yo pertenezca a Seña y Verbo, sino por la intensión humana que esta Compañía ha desempeñado desde hace muchos años.
Instalados en la ciudad de México, los actores de Seña y Verbo han logrado traspasar fronteras no sólo fuera de la ciudad, sino, han llegado a otros países demostrando el nivel actoral que conciben mediante una preparación continua y profesional. A parte de la preparación, los sordos- como menciona Celina- nacen ya con ese lenguaje de gestos. Esto permite que las obras que representan se entiendan, porque el silencio, es un lenguaje universal.
“No es un teatro dirigido a sordos”- menciona Celina Padilla- “sino un teatro hecho por sordos para toda la sociedad”. Por lo que hace a invitación a todos los interesados comunicarse con Seña y Verbo a través de facebook y la página de internet.
Amigos, yo los invito a seguir más de esta entrevista, en la página de internet www.extradelalaguna.com.mx
Comentarios, sugerencias y más:
miguel-amaranto@hotmail.com

jueves, 11 de noviembre de 2010

¿Quien es más valiente?

No pretendo conseguir lectoras en gran demanda escribiendo sobre las mujeres, sino, intento –ahora sí- concientizar a quienes pasean por las calzadas de estas páginas, sobre cómo la historia ha hecho de lado todo intento de las mujeres por sobresalir. No cabe duda que en estos tiempos las oportunidades para el sexo femenino se están dando de alguna manera, pero el macho sigue siendo esa especie opresora, los que discriminan y pisan la libertad de las mujeres. No quiero generalizar tampoco porque me estaría incluyendo, pero no hay que negar que aún existe ese estilo de hombre, esa parte de la sociedad que sigue en el barbarismo de siglos pasados, de lugares donde se generó el poder masculino cortando las alas de la capacidad femenina.

Y digo que “en lugares” porque no en todo el mundo el macho ha sido el todopoderoso de la sociedad, basta con mirar la historia y envolvernos en las páginas que hablan de los primeros intentos de lucha por la libertad latinoamericana y aquí quiero hacer una pausa para mencionar el porqué vuelvo a tocar el tema.

Hace unos días veía un programa transmitido por televisa llamado Tercer Grado, en el que con base en la pregunta “¿está preparado México para ser gobernado por una mujer?” tras conocerse la victoria de Dilma Rousseff como presidenta de Brasil, se tocó el tema del machismo como elemento principal en este país por el que las mujeres no logran ser candidatas fuertes. Para no mencionar nombres y que luego digan “se quiere colgar de las famas de fulano y zutano”, varios panelistas enfatizaron con precisión que no son machistas; pero lo paradójico del caso es que en el foro, sólo una mujer hablaba del tema, misma que era callada en varias ocasiones ¿y no hay machismo?

Lo que logran las mujeres es poco celebrado; sus éxitos pasan desapercibidos a menos que sean faranduleras y estén metidas en chismes de comadres. Y es otro de los motivos por lo cual escribo esto. Ya hace algún tiempito he visto con gusto y por casualidad, porque insisto, esto es sólo una nota, no una noticia grande, que la selección mexicana de mujeres ha estado teniendo éxito en varios partidos; pero no he visto magnas propagandas motivando a la sociedad mexicana a ver el mundial de mujeres, ha celebrar las victorias de las seleccionadas; no he visto playeras con el nombre de ellas, promociones de las empresas de celulares, cervecerías motivando a los mexicanos a reunirse, y lo peor ni en las redes sociales hay consideraciones para ello. Nadie cita a los amigos para ver el partido en tal o cual bar. No soy un crítico del futbol, pero a ojo de buen espectador he caído en cuenta que las chicas juegan mejor que los seleccionados; cuál Chicharito ni que ocho cuartos; las mujeres juegan tan bien y le ponen más ovarios a cada partido que huevos, los hombres (con el respeto de todos).

Por ello, porque la mujer es más entrona, más valiente, el hombre ha utilizado su fuerza física para someterla y tener a sus pies a un género al que se la ha juzgado de débil; y no sólo en la familia, sino en su desarrollo pleno frente a las actividades que la sociedad ha ido generando. En la historia siempre ha existido el Padre de tal o cual ciencia, el Padre de tal o cual tendencia literaria, el Padre de esto y del otro, pero ninguna ha tenido madre. En religión Dios es masculino, se le refiere como “Nuestro Señor”, como el Padre de la humanidad y creador de todo. Que el hombre está hecho a imagen y semejanza de Dios. Hombre es la generalidad humana y la mujer es compañera de; la que incitó al pecado, la del error pues.

Yo tengo mis discrepancias y de un tiempo acá he decidido que mi divinidad es una mujer. La madre y señora del universo, la creadora de todo. No es posible -si a género nos refiramos- creer que un hombre de vida, porque si a imagen y semejanza estamos hechos, en esta parte del universo que nosotros habitamos, la mujer es quien permite que un ser exista, de ella nos valemos para formar todo lo que nos mantiene en pie, todo lo que existe para que pensemos, para que seamos parte de esta sociedad. Mi deidad es una mujer hermosa: la belleza sólo puede generar belleza; sólo hay que mirar la naturaleza a plenitud.

Pero nos hacemos tontos pues manteniendo ciertas creencias que no cambian. Sintiendo en el fondo del ser un aire de superioridad ante un género al que nos negamos que nos gobierne o que tome las riendas de un hogar; creencia que se ha impuesto en muchas generaciones y que las madres de antes han criado a sus hijas a la antigua, a la machista. Aún en algunas familias, las madres educan a sus hijas con el gran consejo de que el hombre es para el trabajo y ella para la casa. Que el hombre puede ser todo de la puerta para afuera mientras cumpla en su hogar. Que aunque salga con otras mujeres, que se aguante mientras no le falte nada. Qué machista es el pensamiento de antaño. No culpo a las mujeres, sino entiendo el motivo.

En la historia- como ya lo mencioné en la columna anterior- se ha dado todo el mérito a los logros de Héroes y Mártires; los líderes son los buenos, las mujeres, pues son buenas acompañantes que sirvieron a la causa y así queda. Fulana de tal fue la gran esposa de nuestro héroe, así me enseñaron en el colegio. Pero gracias a la información uno descubre el desempeño de la mujer en las luchas de los países.

En la primaria, recuerdo que a uno de los héroes del Perú que se mencionaba mucho era a Tupac Amaru II, hasta nos hacían aprender el “Canto coral a Tupac Amaru” de Alejandro Romualdo; nos aprendíamos sus hazañas, cómo lo mataron; inspiraba su fuerza, sus extremidades que fueron estiradas por 4 caballos; era sorprendente. ¿Pero quién estaba detrás de todo el movimiento; quién daba las estrategias y por qué se perdió la batalla? Porque el machito no le hizo caso a su esposa pues, a aquella mujer que cuando mencionaron su nombre, ha estado conmigo como gusanito insistiendo en que lea sobre ella, hasta que me decidí y busqué la historia de Doña Micaela Bastidas Puyucahua. Sobre ella no se me enseñó más que fue la esposa del primer Prócer de la Independencia del Perú, don José Gabriel Condorcanqui, Tupac Amaru II. Pero no se me dijo que se perdió la lucha porque Tupac Amaru no escuchó las palabras de su esposa cuando lo conminó a atacar Cusco. Por eso debemos reconocer que; como me dijo mi madre: “detrás de un gran hombre hay una excelente mujer”

El primer intento de independencia de la dominación española en América se origina en el Perú, estallando la primera insurrección de signo indígena tras la represión histórica en la que vivían los indígenas peruanos a fines del siglo XVIII, heredada de los tres siglos vejatorios de España en América. Y ésta lucha fue protagonizada por la pareja Túpac Amaru y Micaela Bastidas y a ella me dedicaré.

Micalela Bastidas fue la primera heroína que no sólo luchó por la emancipación de su pueblo sino por mantener algo que la invasión española quito a nuestras sociedades prehispánicas y que ha sido parte de la tradición indígena: la participación de la mujer en la vida social y política. Yo no recuerdo que esto se me haya dicho jamás. Nunca vi un poema para ella; pero no queda ahí; esta mujer se convirtió en símbolo de lucha contra la opresión y la explotación colonial a pesar de que en aquella época, los españoles trataron de abolir al extremo esa tradición mencionada con negritas arriba, siendo la mujer víctima de todo tipo de violencia, de abusos; y fue el nombre más visible de una legión de luchadoras andinas, quechas y aymaras que participaron en este movimiento, dirigiendo sus ejércitos y elaborando estrategias en la lucha.

Ella también trató de unir y aliar a indios, cholos, zambos, negros, mulatos y criollos para luchar la idea emancipadora; y es como se convirtió en una de las primeras defensoras de la igualdad racial en América. Crónicas de la época la mencionaron como la figura más valiente y audaz que el propio Túpac Amaru. Una imagen de superioridad que confirman las correspondencias que mantuvo la pareja mientras duró la lucha. En esas cartas, Micaela aparece como estratega principal para la toma del Cuzco, ejerciendo labores políticas, militares y administrativas, e incluso en ocasiones la jefatura interna del movimiento.

La nefasta represión con que finalizó este capítulo de la incipiente historia emancipadora ha dejado en la memoria hispanoamericana la deplorable muerte que se dio a Túpac Amaru. Pero la misma crueldad que se aplicó al cabecilla de la insurgencia alcanzó también a Micaela Bastidas, y su ejecución la describen textos de la época como La Relación histórica de los sucesos de la rebelión de José Gabriel Tupac-Amaru, en las provincias del Perú, el año de 1780:

“Luego subió la india Micaela al tablado, donde asimismo, a presencia del marido, se le cortó la lengua, y se le dio garrote, en que padeció infinito, porque, teniendo el pescuezo muy delgado, no podía el torno ahogarla, y fue menester que los verdugos, echándola lazos al pescuezo, tirando de una y otra parte, y dándola patadas en el estómago y pechos, la acabasen de matar”. Murió de 36 años.
Así fue como Micaela Bastidas se inmortaliza en la historia peruana, y es por ello que la literatura también le rinde homenaje y hace justicia histórica como símbolo de lucha de las mujeres transgresoras de la historia escrita siempre en masculino, pero claro, no lo escribe un hombre, sino que en el siglo XX la gran ideóloga y activista del socialismo peruano, la escritora Magda Portal -fundadora de la poesía moderna escrita por mujeres en el Perú- quien escribió el poema "Palabras a Micaela Bastidas". En sus versos la homenajea como madre de luchadoras en la que se encuentran Francisca Zubiaga, Flora Tristán o Clorinda Matto; como cogestora del levantamiento independentista más importante; como "legionaria" y "guerrillera inmortal", contra quienes trataron de darle no sólo muerte física sino también muerte histórica. Magda Portal escribe pues:
Sigues de pie... Alta de pie sobre los Andes…
Vuelve a asumir tu cetro de luchadora insigne
Asómate desde tu inmortalidad y dicta nuevas proclamas
a tus indios que están ahora mismo disputando
el derecho de poseer su tierra usurpada por los
explotadores. Diles que está presente aún el genio de tu raza.
Así es pues que la mujer ha desempeñado una labor importante en todas las luchas adjudicadas a los hombres, y hoy he querido dedicar esto a Micaela Bastidas por ser la mujer iniciadora de una lucha que no acaba. Una lucha que poco a poco va teniendo resultados gracias al ímpetu de las mujeres que caminan por las espinosas calles del machismo.
No darles su lugar sería como decir “soy hijo de fulano de tal, con la mujer que prestó su vientre para yo nacer”. Porque la igualdad no es sólo de razas y colores, sino también implica igualdad de género. No es sólo decir que fueron las mujeres de los héroes, o las adelitas de la revolución, sino traer consigo el fondo de todo, su rol como tal, su papel como compañera y como gestora de nuevas ideas.
Hay que alejarnos ya de prejuicios; de creer que el desarrollo de la mujer generará mandilones o saco largos; hay que apoyar candidaturas, de probar un nuevo gobierno como lo han hecho en Brasil, Chile y Argentina; que no queden no más en congresistas y alcaldesas; sino que se les dé las llaves de un país entero.
Y si eres macho y te crees valiente, arriésgate pues a que te gobierne una mujer.
Agradezco sus comentarios como siempre en:
miguel-amaranto@hotmail.com




miércoles, 3 de noviembre de 2010






Ser creador y vivir en Coahuila es un privilegio enorme: Norma Gonzales Córdova.


No ha sido precisamente una entrevista común, más bien llamaría una conversación la que tuve con la directora del Instituto Municipal de Cultura de Torreón, y esto porque cuando me reuní con ella en su oficina, no sólo hubieron preguntas y respuestas, sino intercambio de ideas y una que otra discrepancia que yo he guardado para gusto mío. Y por ello me limito a lo esencial, a lo que importa como información que usted, lector debe tener. Mencionar lo demás violaría el sentido ético que tiene la privacidad de ciertos asuntos, incluso los míos y caería en esa costumbre abominable a mi juicio, que tienen algunos medios de caer en el chisme.


En este espacio he publicado columnas basadas en entrevistas a grupos culturales independientes y he participado de manera personal en la crítica a las instituciones en general, que hacen de lado las nuevas propuestas, o rechazan los nuevos talentos, incluso a los que ya tienen trayectoria; y en esta ocasión he creído conveniente acercarme a la representante de una institución pública cultural para que manifieste su opinión acerca de lo que ya he dicho. Y es por lo que me acerqué a conversar, después de previa cita, con Norma Gonzales Córdova, directora de la institución mencionada líneas arriba.
Por cierto, en la columna anterior expresé una querella acerca de la atención recibida por parte de la recepcionista, y debo reconocer que esta vez que fui el trato fue diferente, no porque la persona haya cambiado de actitud, sino porque me atendió otra señorita.


Volviendo al tema, la conversación me dio información importante para todos aquellos que están caminando por los senderos del arte; desde los objetivos que busca la administración actual en cuanto a cultura, hasta los proyectos en pie y los venideros. Y aquí pongo ante sus ojos, fragmentos de lo que Norma Gonzales comentó.


Dentro de la visión que tiene el Instituto Municipal de Cultura, los objetivos y proyectos, está “eficientar los servicios culturales, incentivar la cadena productiva del arte, crear espacios públicos”, entre otros. Lo que veo con buenos ojos y con mucho gusto es el segundo punto, ya que como ella lo explicó, el propósito es “que el artista sea remunerado por su trabajo”. Lo cual no acaba allí, sino que a parte de ser pagado, al artista se le va a apoyar a concluir con un proceso que empieza en el momento de publicar un libro, exponer, etc. hasta difundir su trabajo en distintos lugares.


La experiencia lleva a quedarnos con una impresión de las personas y las instituciones, por ello surge la crítica. Cuando he manifestado mi inconformidad con el desempeño de las instituciones culturales, ha sido en general por razones propias, no porque todas tengan que ser así. En la administración pasada quise entrevistar a la señora… bueno, a la directora de cultura que nunca pude ver a pesar de las 3 o 4 veces que fui, y adquirí cierta repulsión a esas oficinas, pero no debe uno cargar con experiencias del pasado y hay que buscar nuevas vivencias con la gente. Tampoco quiero que se piense: “a este ya lo compraron”, y no busco caerle bien a nadie. Siempre he aclarado que yo escribo lo que la libertad de prensa me permite decir y porque mi labor no es estar a favor o en contra de las instituciones públicas y colectivos independientes, sino de informar todo lo que en cuanto a cultura se genera. La crítica viene después del seguimiento que daremos a cada quien, si su desempeño no es como lo prometen.


En esta charla sobresalió un factor relevante que mencionó Norma Gonzales y que yo estuve de acuerdo, y estarán de acuerdo muchos. Ella mencionó que “la carencia de Facultades de Arte pone en desventaja a la institución y a la sociedad misma” por lo que enfatizó que “es importante para nosotros empezar a generar un movimiento cultural a partir de la propia sociedad”. Por este motivo, una de las labores que están llevando a cabo es organizar eventos culturales en los Ejidos y lo que viene es la apropiación de los espacios públicos; una labor que se convierte en una lucha contra las adversidades a la que la sociedad se está enfrentando y un reto para esta institución que requiere de más recurso al cual, como lo menciona la Directora, el alcalde no niega ninguna propuesta ni rechaza ningún pedido que se le haga en materia cultural, y esto fue lo que mencionó en relación con estos puntos: del primero “tenemos que apropiarnos de los espacios públicos con cultura; porque si no nos apropiamos nosotros lo van a hacer otros. Cualquier espacio es susceptible para realizar un evento artístico; generar cultura es un trabajo que empieza todos los días: en cada uno vuelves a empezar”. Esta declaración me parece muy acertada, impresionante y considero que si ella no lo hubiera mencionado, cualquier persona dedicada al arte lo hubiera dicho a su modo, por la experiencia y el conocimiento en el tema. Y del segundo: “yo estoy muy agradecida porque el alcalde Eduardo Olmos es muy sensible al tema de la cultura y no ha habido un solo proyecto que yo le haya presentado, o una petición que yo le haya hecho que me lo haya negado, al contrario; y es que el alcalde tiene claro que los recursos para la cultura no son un gasto sino una inversión”. Enterarse de la visión que tiene el alcalde es importante, sobre todo para una sociedad que está confiando en su persona, en su desempeño.


En una administración que ha heredado un presupuesto pequeño (un millón 800 mil pesos para cultura) en cuanto a lo que se necesita para desarrollar los proyectos, y sobre todo, recibir como herencia también espacios en condiciones espantosas como lo ha mencionado Norma Gonzales, han tenido que aplicar “una política muy incluyente y trabajamos con todas las universidades, los museos y patronatos… Estamos en una ciudad donde hay muchos patronatos y debemos ejercer liderazgo para poder tener una política cultural para la ciudad”. Puesto que “la dinámica cultural de esta ciudad es diferente a otras porque acá existen muchos patronatos y los que administran. Aunque es bueno porque diversifica la oferta, pero debemos trabajar en la misma línea”. De esto agregó además que siempre que tiene la oportunidad de estar frente a un rector, no duda en acercarse y plantearle su proyecto: “ya hasta dicen: ahí viene la loquita que quiere que le abran otra vez su facultad” (risas). la seriedad vuelve cuando retoma el cómo afecta la carencia de facultades humanísticas en la percepción del arte y la cultura: “Mientras no hayan carreras humanísticas estamos condenados; carreras que pongan al ser humano como centro del quehacer político y social y no al dinero, porque estamos privilegiando el tener y no el ser”.
En cuanto a los proyectos que se ya se han desarrollado y los que vienen mencionó algunos que están centrados en hacer que la gente perciba el arte con buenos ojos, que tenga la sociedad cultura todos los días; aunque señaló también que el general públicos es difícil, “es una labor de hormiga que no termina nunca”; por lo que agregó además que el año siguiente se estarán sembrando las semillas en distintos puntos, sobre todo en las colonias susceptibles a la delincuencia, esto se hará de la siguiente manera: que ya no se llevará un coro, un concierto o un espectáculo de teatro, por ejemplo, sino que se estarán generando grupos de distintas disciplinas artísticas; puesto que se ha considerado de que así como a las nuevas colonias se les dota de todos los servicios, también hay que dotarlas de cultura. Así es como se crearán espacios, de esa forma y “con imaginación; por instrucciones del alcalde me he acercado a las escuelas que funcionan en la mañana y en la tarde están desocupadas y son escuelas que cuentan con auditorios que pueden ser utilizados.


También dijo que crearan la compañía municipal de teatro y que ya se están ejerciendo talleres de guitarra clásica, danza, incluso de cinematografía en las colonias populares. Por otro lado, la sinfónica de Torreón es un proyecto en que se convocó a los músicos de la ciudad a integrarse para su formación, los cuales ya están ensayando y su primer concierto será el día 2 de diciembre y estarnos al tanto. Otro proyecto es el diplomado de Literatura y la publicación de 5 libros por año en esta administración dentro de una iniciativa denominada caza de libros. De esta forma es como “incentivamos la calidad productiva del arte”.


Para no quedarme con la duda, le pregunté que cuál ha sido su relación con los artistas laguneros y cómo es que se les ha dado apoyo. Esto lo mencioné porque así como he preguntado a los entrevistados anteriores en cuanto a los apoyos que piden y han dado sus respuestas, también lo he hecho con Norma Gonzales; si alguna de las partes miente, queda a sus conciencias, y lo que aquí escribo, al criterio de los lectores. La respuesta fue la siguiente: “no puede existir una persona y lo reto, que haya pedido hablar conmigo y que no la haya recibido, que no le hayamos dado salida, de alguna manera, a su propuesta”. Y a su juicio, el culpar al otro, el tener como bandera la condición de víctimas del rechazo se debe a que “los mexicanos no somos autocríticos a pesar del talento, por eso es fácil darse por vencido a la primera y echarle la culpa al otro… hay que cambiar la mentalidad de los creadores… cuando los mexicanos nos quitemos el “pobrecito de mí” las cosas van a cambiar”. Y estoy de acuerdo en ello, y no sólo se trata de los creadores; ese sentido de conformismo lo he discutido mucho; sucede en todas las personas que no ven más allá de lo que la pereza alcanza. Para cambiar un país hay que cambiar uno por uno; tener otra mentalidad, observar, analizar, sentir; entonces seremos otros.


Para terminar la conversación, invité a la directora a dirigirse a los artistas laguneros; que les haga llegar su mensaje. Yo con esto termino. Pero estaré al pendiente de todos los proyectos a desarrollarse, no sólo de esta institución, sino de los colectivos, los foros y todo espacio donde haya una luz de conciencia, en la que el arte y la cultura encuentren libertad.


“A todos los artistas laguneros, que trabajen, que se capaciten; porque desgraciadamente estamos en una ciudad donde no se les ofrecen todas las herramientas de capacitación; que trabajen muy duro porque por el lado nuestro ellos son nuestros aliados, los más cercanos, nuestra materia prima; son lo más importante para poder ofrecer, esparcimiento y cultura en nuestra sociedad”.
miguel-amaranto@hotmail.com

miércoles, 27 de octubre de 2010

Publicó el artículo: Oyotún, pueblo, que vive olvidado y en el total atraso: Felix Quesquén

Hace ya mucho tiempo he querido tener una entrevista con una persona que a mi juicio, tiene-al igual que otros ciudadanos de Oyotún- la capacidad de entender y analizar los acontecimientos políticos. Por eso, y por la participación que ha tenido en la política como defensor de la ciudadanía desde la oposición, me he sentido incentivado a buscarlo y conversar con él. Y gracias a los avances de la ciencia, la distancia no es ya un obstáculo para ello, ya que yo desde una computadora en México, hablé con Félix Quesquén Ríos, abogado ilustre, egresado de la Universidad Inca Garcilaso de la Vega, con una carrera exquisita en cuanto a preparación, digno hijo de Oyotún, quien respondió a mis preguntas desde Lima, Perú. Comparto con ustedes, amigos, esta conversación.

Miguel Amaranto: Recuerdo que hace tiempo, Félix, en la gestión de don Raúl Guerrero, fuiste uno de los principales opositores y parte del cabildo abierto que se le hizo gracias a que habían dudas en su administración. Después de mucho tiempo de haberte visto inmiscuido en asuntos políticos, Me gustaría saber cuál es tu opinión acerca del alcalde anterior, Manuel Aguinaga, y el nuevamente Electo, Teodoro Vargas

QUESQUEN RIOS .- Antes de responder a la pregunta que me haces, primero quiero dejar en claro que mi opinión es de un hijo de Oyotún, que por ver realizado sus aspiraciones profesionales, decidí salir fuera para realizarme como abogado, con esta aclaración, debo manifestar que respecto al actual alcalde el Ing. Manuel Aguinaga, puedo decir que muchos ciudadanos le confiaron los destinos de nuestro pueblo (por cierto yo no vote por él), y, como en todo periodo de gobierno, existen gente descontenta y gente que aprueba la gestión, en mi caso particular yo diría que su gestión es aceptable para nuestro pueblo, ha realizado obras como de pavimentación de calles con materiales adecuados para la zona de Oyotún, por ser de lluvia, pero con algunas omisiones técnicas, esto es de hacer canaletas de desagüe de agua, también ha realizado la construcción de veredas entre otros, que son de fácil apreciación de la vista de los ciudadanos (esto lo digo por lo que veo al llegar a mi querido Oyotún), desconociendo si existen obras en los caseríos, y, con respecto al electo alcalde Obstetra Teodoro Vargas, primero por esta vía le haremos llegar nuestras felicitaciones a él, familiares y partidarios de su

Miguel Amaranto.- En cuanto a gestión, ¿por qué crees que los ciudadanos optaron nuevamente por Teodoro Vargas?

QUESQUEN RIOS.- Organización política, y, en lo concerniente a su gestión podemos decir, que su primer periodo termino siendo cuestionado por la población, al parecer al no haberse difundido sus obras y los costos, no existiendo ningún otro inconveniente, luego tengo entendido ha continuado una labor social en beneficio de gente humilde y creo que esta ultima acción es la que le ha permitido ganar nuevamente las elecciones, esperemos, que en esta segunda oportunidad que la población le ha confiado los destino de nuestro querido Oyotún, corrija los errores de su anterior gestión y se reivindique con la gente que lo ha respaldado con su voto (tampoco vote por el, ni en la primera vez que gano las elecciones ni tampoco en esta nueva oportunidad), creo y vuelvo a repetir que para mi criterio y por informaciones de terceros, ha ganado las elecciones por cuanto, después de dejar el sillón municipal ha continuado con su labor de médico en beneficio de gente humilde y esa es la razón para que haya sido electo nuevamente.

Miguel Amaranto.- Me han llegado comentarios que critican su victoria, relacionándola con una labor, que lejos de ser un beneficio a la gente, ha sido una estrategia demagógica, dadivosa. ¿Qué opinas al respecto?

QUESQUEN RIOS Con respecto a ese comentario que te ha llegado no puedo decirte nada, no he participado de cerca para las campañas electorales, solo he ido a emitir mi voto e inmediatamente he retornado a Lima, por cierto, la noticia que me das, va hacer motivo de tomarse un tiempo y conversar con los amigos para saber que hay de cierto; añadiríamos algo mas al comentario que te ha llegado, que en política todo se puede esperar, y de ser cierto, la forma en que ha ganado Teodoro Vargas Pérez, sería una vergüenza para él, porque, estaría traficando con la esperanza de mucha gente humilde que lo ve como su líder.

Miguel Amaranto: ¿Desde Raúl Guerrero hasta la actualidad, Oyotún como pueblo, y como eterno aspirador a provincia, ha tenido cambios políticos, ideológicos; ha despertado en cuanto a ello?

QUESQUEN RIOS.- Mira, ese ofrecimiento que vienen haciendo los políticos locales, ya es un cuento clásico, al que todos acuden para ganar votos, pero de todo este ofrecimiento no existe ningún trámite serio que se haya presentado al gobierno central, las condiciones para que Oyotún sea provincia se están dando por obra de gente que ni siquiera es de Oyotún, como es el caso del Dr. Rodas Ramírez, quien en agradecimiento de haber estudiado en el Colegio José Abelardo Quiñones Gonzales, aprovechando su designación como consejero del Consejo del Poder Judicial, gestionó la creación de un Juzgado Mixto y un Juzgado de Paz Letrado para Oyotún, e incluso con jurisdicción en los distrito cajamarquinos de Nanchoc y Bolívar, juzgados que por cierto vienen trabajando y dando vida a nuestro distrito, con lo que se hace necesario que muy pronto se cree una plaza de Notario Público, por cierto, también se cuenta con una despacho Fiscal, se tiene una oficina de los registros públicos, están llegando las entidades bancarias a promocionar créditos a los agricultores, comerciantes, en el plano local se cuenta con Restaurantes, que por cierto, están creando para Oyotún que sea tomado en cuenta en un Tuor gastronómico, se cuenta con hoteles, pero adolecemos de algo, es el asfaltado de nuestra carretera, obra que se viene promocionando e incluso con avisos en televisión desde el gobierno del Dr. Toledo, el actual régimen aprista, con visita de altas autoridades de gobierno, y, lo único que han realizado estos señores políticos al momento que se acercan las elecciones pasar con una moto niveladora y arreglar en parte el camino carrozable, como puedes observar siempre con falsas promesas creando descontentos en la población, por ello, en conclusión para que nuestro distrito sea provincia, le hace falta lideres que no solo se acerquen a la población en momento de las elecciones, sino que trabajen sin necesidad de ser elegidos autoridades, que demuestren que realmente quieren a nuestro pueblo, pero no es así. El día que fue las ultimas elecciones he visto con una profunda decepción que un aspirante al sillón municipal para asegurar que la población vote por él, había comprado ciento de cajas de cerveza y tres toretes, que supuestamente iban a servir para festejar el triunfo, pero como no gano inmediatamente paso las cajas de cerveza a su casa y llevo los toretes a la chacra, como ves con este tipo de líderes qué va a avanzar nuestro pueblo, piensan que la población de Oyotún, es un pueblo de muertos de hambre y de borrachos, a los que se les da dádivas para poder llegar hacer sus autoridades, mezquindad que por cierto los pinta como oportunistas, y, de eso esta lleno nuestro distrito de gente que no ha hecho nada por la vida y que solo viven del cargo público al cual esperan llegar no importando en traficar con la fe del pueblo, eso debe cambiar, te diré que en lo personal no he pensado participar en política por este tipo de actuaciones de políticos mediocres, espero que la situación algún día cambie y llegado el momento participar en la vida política de nuestro querido Oyotún, mientras tanto seguiremos fortaleciendo nuestro conocimiento para llegado el momento volcarlos en beneficio de nuestro pueblo, que vive olvidado y en el total atraso, por culpa de sus autoridades que no hacen nada para cambiar la realidad local y darle a Oyotún el sito que se merece al ser un pueblo pujante, trabajador y con gente humilde pero honesta.

Miguel Amaranto.- ¿Pero no crees que con la idea que tienes, con tu aberración a ese tipo de políticos; participando puedas lograr un cambio en el pensamiento político de Oyotún, sobre todo en los jóvenes?

QUESQUEN RIOS No hablemos de aberración a los politiqueros locales, sino que es algo indignante de ver que a toda la población en su conjunto nos toman como descerebrados, al ofrecer algo que no pueden y si pueden hacerlo siempre están pensando en su conveniencia personal, personalmente en las oportunidades que he tenido de dirigirme a los jóvenes, siempre ha sido en decirle que la mejor forma de salir adelante y no dejarse engañar por nadie es con el estudio y el trabajo, actividades que por cierto no se pueden hacer a plenitud en Oyotún por falta de oportunidades, pero esforzándose un poco uno puede emigrar por un tiempo y luego regresar a volcar sus conocimientos en favor de la población y eso es lo que hacemos muchos que hemos logrado ser algo en la vida, como en mi caso en particular siempre que alguien me pida mi asesoría le otorgo sin esperar nada a cambio, diciéndoles que todo esfuerzo tiene su fruto, y, que para sentirse realizado no hay necesidad de ocupar un cargo público, gesto personal con el cual también contribuyo en forjar conciencia en los jóvenes de servir a nuestro pueblo de forma desinteresada y no como los politiqueros lo hacen, como ves en forma indirecta también participamos en la formación del pensamiento del pueblo a través de los jóvenes, de los que esperamos mañana sean nuestros nuevos representantes con ideas de progreso y bien común, dentro de una paz social para todos y no para unos pocos.

Miguel Amaranto: Félix, para concluir con esta ciber entrevista que gracias a la tecnología nos permite lograrla, ¿Qué mensaje le das a los políticos de Oyotún, a la población en general y a los jóvenes interesados en participar en política?

QUESQUEN RIOS.- seria que antes de hacer ofrecimientos de obras y acciones políticas, piensen en lo que sus palabras van a crear expectativas en las personas que los siguen, no sean egoístas en pensar en ellos, y creer que el fin justifica los medios, acuérdense que la decencia, la honradez y la honestidad, si bien es cierto no son bienes materiales que se transformen en dinero, también es lo, que son la mejor riqueza y carta de presentación que tiene todo persona que se reputa ser honorable, cultivemos los valores para que nuestra sociedad surja y deje el atraso, los anti valores solo nos hacen populares en mundo de imbéciles que goza del dolor y sufrimiento ajeno mientras puedan disfrutarlo, pero como Dios tarda y nunca olvida, después les pasa la factura y pasan a la historia como seres despreciables a los que ya nadie recuerda, los grandes hombre mueren por sus ideales y sus obras no en beneficio de ellos, sino de su sociedad, ese es mi mensaje, disculpa de repente por los términos pero no existe otra mejor forma que llamar la atención a toda esa gavilla que se creen listos al aprovecharse de la fe de las persona que los creen honorables

Miguel Amaranto.- no hay ningún inconveniente por los términos, hay que llamar a todo por su nombre; y te agradezco, Félix por esta entrevista que me ha tenido esperando desde hace mucho; sobre todo porque eres una persona que sabe de política y tienes la capacidad analítica y observativa, lo cual permite que des opiniones certeras. Muchas gracias Félix. Saludos a la distancia
QUESQUEN RIOS.- Gracias; de igual forma mis saludos para ti, tus familiares y amigos.
Cuídate y no olvides que Oyotún te espera, y de ser el caso, si lo tienes a bien algún día no solo seas periodista y que hagas tus entrevistas por esta vía, sino que vengas a nuestro pueblo y si Dios lo permite seas un dirigente de nuestro querido Oyotún, hace falta que gente progresista como tú.

Yo agradecí con mucho placer ese gesto de elogio hacia mí. Y aunque no creo que sea posible que yo forme parte de una dirigencia política, tengo fe que en Oyotún, amigos míos o no, sabrán llegar al éxito cuando la conciencia se levante de ese letargo que es el conformismo.

Comentarios:
miguel-amaranto@hotmail.com

martes, 26 de octubre de 2010

Cultivemos México, en busca de la integración cultural.

Cuando me dispongo a hacer una entrevista formal, llamando formal al hecho de hacer cita con el entrevistado, resulta que la casualidad me sigue como mi sombra. Fui al Instituto Municipal de Cultural de Torreón para entrevistarme con la directora y para mi mala suerte se encontraba en un evento.
Pero, mientras me hacían esperar para que otra persona llegara a decirme lo mismo (por cierto, qué pésima actitud de la recepcionista, qué poca atención, qué falta de voluntad para hacer su trabajo), alguien llegó a solicitar entrevistarse con la persona adecuada para plantear un proyecto que me llamó la atención.
Se trata de una fundación que se llama Cultivemos México, con el que me identifiqué en el momento que se me habló de sus objetivos. Antes, me acerqué el joven y entablé la conversación. Caminamos un rato y ya en una tienda de autoservicio nos sentamos a tomar un refresquito.
Entonces, Pedro Bautista Silverio, presidente de la fundación, me habló de cómo nace y cuál es el objetivo de Cultivemos México. Describir todo sería redundar en lo que yo he venido escribiendo y redundar en lo que varios artistas a los que yo he entrevistado, buscan. Pero puedo resumirlo en algo puntual: “El objetivo es impulsar los principios y valores, sinónimos de responsabilidad, y exigir a las autoridades a impulsar las expresiones artísticas de la sociedad mexicana incluyendo a las comunidades indígenas”, me dijo.
La fundación tiene la sede Nacional en el Estado de México, y busca relacionarse con artistas e instituciones culturales en toda la república para llevar acabo intercambios culturales entre los Estados, y vincular a la sociedad en general con las comunidades indígenas. Una aspiración en conjunto, muy prometedor que aspira a la realización de todos sus proyectos.
Pero principalmente, Pedro mencionó un elemento sobresaliente: Que todos los proyectos sean dirigidos especialmente a los niños, puesto que en ellos está la clave para hacer de una sociedad mediocre, una sociedad con propósito, con elementos básicos para poner en marcha el desarrollo del país.
Esto aunado también a exigir de muchas formas a los burócratas, a que trabajen en función de lo que prometen y no con base en el acomodo de sus bolsillos, que es lo que hacen tantos funcionarios en todos estos países latinos que siguen con la promesa de ser primermundistas, con una ideología de cuarta.
Pedro llega a la Comarca Lagunera en busca de apoyo, ¿y qué pide? Atención, que fue la mala impresión que tuvo en el Instituto de Cultura de Torreón; y libros que hablen de la comarca para compartirla en la sede en México; ah, pero nadie lo pudo atender porque “el encargado de literatura anda en España”; con funcionarios que se la pasan viajando no se logra nada. Pero por suerte no todos en la Comarca carecen de educación; Pedro expresó el gusto de haber estado en el Archivo Histórico de Torreón, recordó haber estado en el Instituto de Cultura de Gómez Palacio donde lo atendieron bien.
Pero como la cultura no da dinero como otras actividades en las que no se dificulta recibir patrocinio; la fundación, para su funcionamiento, para sostenerse en su constante lucha por Cultivar México, haya el recurso en el bolsillo de todos los miembros. Cada uno tiene un trabajo con el que vive y el cual les da para aportar en el sustento de la fundación. Así es como Pedro viaja de ciudad en ciudad, buscando las instituciones y a los artistas interesados, para hacer de Cultivemos México algo grande.
Y eso no es todo; y es que cuando hay amor al arte en realidad hay una pasión que nace como cuando se ama a una mujer; y ello es porque implica dinero, entrega y casa. Por eso, como dice Pedro: “gracias aun crédito de infonavit, conseguí una casa y es donde estamos adaptando todo para que sea la sede nacional”. Y esta casita está ubicada en Privada Lubian; mza 28, lote 09, int E, del fraccionamiento Real del Cid, Tecamac, Estado de México. Y pongo la dirección autorizado por Pedro, para que hagan llegar cartas y visitas para quienes estén interesados.
Palabras faltan para describir la impresión que me causa esa voluntad del ser humano por mantener viva la cultura, por buscar las formas de educar a una sociedad en un afán de hallar el desarrollo esperado. Y esta es una forma de revelarse ante una sociedad que se deja hundir en la mediocridad, en la desinformación, en el conformismo; en esa oscuridad que trae la falta de cultura. Por eso surgen fundaciones culturales, colectivos, asociaciones que caminan por el sendero del desprecio que se halla en aquellas autoridades que creen que la sociedad somos un conjunto de idiotas a quienes pueden engañar con discursos y dádivas.
Por eso, creo con mucho gusto, que las revoluciones venideras no vienen armadas para echar fuego y matar inocentes, sino, vienen llenas de conocimiento, apuntando a las mentes que han sido invadidas por la basura televisiva, por la basura musical, para darles un disparo de luz; para despertarlos de ese letargo de la ignorancia y la ingenuidad.
Espero como siempre, amigos, sus comentarios en:
Miguel-amaranto@hotmail.com
Próximamente entrevistas en audio Aquí.

miércoles, 20 de octubre de 2010

La importancia de tener abuelos.

Tengo una sensación extraña que llega a mí de vez en cuando; estoy seguro que yo no la traigo, sino llega sin avisar y me sacude la existencia. Cuando está paseando dentro de mí, la sensación me muestra el punto exacto de mis años y me hace mirar hacia atrás y hacia adelante: “Qué rápido pasan los años” me digo; pero lejos de hundirme en una depresión por todo lo que implica ser cada día más adulto, consigo sonreír y dar un paso hacia el minuto siguiente, hacia el día siguiente, hacia los años que vienen con un: “Qué joven me siento cada día”.
Imagino con toda certeza que el ánimo que me lleva a continuar mi vida, es la fortaleza en la que se sostendrá el anciano que un día seré, lo que mis nietos verán en mí y lo que hará que ellos se acerquen a buscar historias en cada una de mis conversaciones y fantasear e inmiscuirse en escenarios que jamás han pisado pero que yo haré que los vivan. Insisto, lo imagino con toda certeza. Y no pierdo las ganas con cada minuto que cae en mi cuerpo, en mi cabello, que poco a poco obtendrán una forma.
Y estoy seguro que ese ánimo es el pilar que sostiene a los ancianos que llegan a edades casi fantásticas, considerando que pocos alcanzan los 80. Esa solemnidad en sus rostros atrae a los niños, a los jóvenes, incluso a los no tan jóvenes. Y hago esta referencia para enfatizar la importancia de los abuelos, y lo significativo que es tenerlos.
Cuando yo era niño, mi madre nos llevaba- a mí y a mi hermana- con frecuencia a visitar a mis abuelos paternos; a ellos fui apegado y los he adorado a pesar de malos entendidos. Y en “La Casa” (porque esto es otro detalle que –supongo- en todas las familias existe: llamar “La Casa”, al hogar de los abuelos) nos reuníamos todos sus nietos. Lo maravilloso ocurría por las noches en que don Amaranto Quiroz, nos contaba sus historias, esas de duendes y fantasmas: de cómo fue que espantó al duende que montó atrás de él en su mula, allá en la ex hacienda El Collao de mi querido Oyotún. De cómo una cadena de oro con la que estaba amarrado un cerdo se convirtió en palo de leña allá en el Cerro Colorado, antes de llegar al caserío Chilcal. Y la vez que alguien aventó a su sobrino aquella noche en que cuidaban la era de arroz, y frente a ellos, a lo lejos, aparecían y desaparecían en un acto lúdico, luces de colores.
En cuanto a Doña Pepa; esa magia que tenía en las manos para sazonar; en cada comida dejaba ella un grano de arena a nosotros sus descendientes, para continuar con las tradiciones culinarias que ella traía de la sierra del Perú, de generaciones anteriores. En “La Casa”, se juntaban dos culturas: la traída por mis abuelos de la sierra, y la que aprendieron en el pueblo, de la costa, así que comer Arroz con Pato, era tan tradicional como el caldo de Plátano Verde que al paladar era un encanto, un placer casi orgásmico (permítaseme la exageración), un gusto celestial. Y ella también tenía sus historias que guardaba para la hora del almuerzo, donde todos nos sentábamos en la enorme mesa, a la misma hora. De los patos que la seguían a las 5 de la mañana y a dos cuadras desaparecían, las veces que iba a comprar el pan que ella vendía. De las almas que pasaban por su lado y que ella saludaba sin tener respuesta.
Todo eso es mágico, y estoy seguro que nadie va a negar, lo importante que es el tener a los abuelos. Ellos marcan una diferencia en cuanto a la interacción que existe con nuestros padres. Unos se refugian en ellos para contarles problemas, logros, que evitamos hacerlo con nuestros progenitores. Adquieren un aire mágico cuando hablan. Sus palabras tienen un poder sin límite que nos eleva la autoestima, sobre todo por ese orgullo de tenerlos cerca, de saber sus vidas de alguna forma.
Los abuelos son fundamentales en las familias, no para sus hijos, sino para nosotros los nietos, así como nuestros hijos hallarán esa magia en nuestros padres que nosotros no logramos descubrir quizá hasta el día en que los perdemos. Son los que heredan en nosotros años de historia, de tradición que marcan nuestras culturas, nuestras sociedades; los que nos hacen más fuertes frente a las adversidades de una variopinta vida. Sus arrugas son más fuertes que un problema, porque la conciencia nos dice que llegar a su edad es un reto para nosotros y un logro para ellos. Eso alienta.
Los abuelos tienen magia, y tienen también un presentimiento profético muy certero. La juventud quizá o la adolescencia nos hacen ignorar palabras que nos dicen y ello lo comprendemos sólo cuando vemos la profecía hecha realidad ante nosotros.
Cuando yo salí del Perú, al despedirme de mi abuelo, él, con toda la seguridad de sus años me dijo: “Yo me despido para siempre, hijo. Cuando vengas ya no me vas a encontrar”. No digas eso, papá, dije a manera de ignorar sus palabras. Ahora, ya se cumplió un año de que mi abuelo dejó su existencia en el recuerdo de los suyos, y yo sigo aquí, en este México, recordando.
Dedico esta columna a mis padres, y a mis suegros en nombre de mi hijo, y dedico a todos aquellos que tienen la dicha de tener a sus abuelos cerca. Siempre he dicho que no quiero sermonear, ni concientizar a mis lectores; sólo comparto mi opinión en lo que escribo y el resto queda a su criterio.
Amigos, a veces las animadversiones en las familias alejan a los nietos de los abuelos por cosas que ellos desconocen y que no tienen nada que ver. Alejarlos implica mucho, como el simple hecho de formarse un carácter, de adquirir una tradición, y de recibir en su conciencia la difusión de una cultura.

comentarios:
miguel-amaranto@hotmail.com

miércoles, 13 de octubre de 2010

La C.A.S.A. del circo Lagunero

El Circo tiene un legado cultural heredado de varias civilizaciones antiguas, desde el lejano oriente (China, Mongolia, India, etc.), hasta el occidente próximo (Grecia, Roma, Egipto, etc.). En estas sociedades, aproximadamente 3.000 años atrás, algunas actividades que se relacionan como parte del contenido circense, como la acrobacia, el contorsionismo o el equilibrismo, tenían una utilidad altamente relacionada con la preparación de guerreros, con los rituales religiosos y con las prácticas festivas.

Las prácticas circenses, el Arte circense como lo llaman aquellos que lo practican, en la Laguna ha encontrado una casa dónde establecerse. Un lugar que a pesar de su aspecto, acoge a chicos dedicados, disciplinados en su trabajo y que con ímpetu, luchan por mantenerse en pie a pesar de las adversidades.

Y con adversidades me refiero a las carencias que enfrenta este grupo, denominado colectivo C.A.S.A. un colectivo al que al igual que los de Xamán, los hallé por casualidad. Ubicados en la segunda planta de una casa en la calle Morelos, entre Rodriguez y Cepeda, la puerta del colectivo se pierde entre los negocios que en la misma cuadra funcionan.

El lugar está acondicionado con una decoración muy pintoresca, genuina y atractiva; y aunque la casa pareciera estar a punto de caer, se mantiene firme como la actitud de los integrantes del colectivo.

Cuando llegué, me recibió Ana Sifuentes, quien se dedica a hacer Danza Aérea. Con ella conversé sobre el colectivo. Sobre el tema, me habló que ya tienen tres años en C.A.S.A, y que la misma fue producto de la iniciativa que tuvieron dos amigos: Pablo Ulloa y Edgar, conocido como “El Primavera”, puesto que ellos ya trabajaban en asuntos de circo y decidieron establecerlo aquí en la Comarca.

Debido a la desinformación de la gente, el colectivo pretende implementar talleres para niños y jóvenes, con la finalidad de promover una disciplina que carece de escuela en esta zona del país. El colectivo está integrado por los malabaristas Christian Tinoco, Paula Nuno, Arnulfo Reveles; el Músico Alejandro Chávez, y los de Danza Aérea, Jorge Hernández y Ana Sifuentes. Y como ya lo dije, son jóvenes que buscan el reconocimiento de la gente, con su trabajo y su esfuerzo.

Lo que llamó mi atención fue cuando Ana me comentó que la casa es de renta y la mantienen ellos con lo que ganan en sus presentaciones, incluso, pidiendo a sus padres cuando la situación se complica. Y como todo colectivo apartidista, como toda agrupación independiente que sólo busca el reconocimiento de la sociedad, y de las autoridades su apoyo para asistir a talleres fuera de la ciudad; han tenido que enfrentarse a la negativa de las mismas que como siempre, atienden sólo a ciertos grupos que se ponen la camiseta del partido en gestión y dejan de lado a lo que en realidad se queman las cejas para continuar con su instrucción, sus ensayos y así dar un bues espectáculo.

De manera que para solventar la mayoría de los gastos, los muchachos del colectivo enfrentan cada día un reto cuando hacen show callejero. Ya en los semáforos, ante la impresión de la gente esperan dos cosas: la mejor que es una moneda, y la peor: el juicio mezquino de quienes los juzgan de vagos, ociosos y sin que hacer.

Pero como ellos lo comentan: “el afán del colectivo es que poco a poco se vaya conociendo esta actividad como un oficio que requiere una disciplina, y no de un acto ocioso por pedir dinero. Nosotros hacemos un show en la calle y el premio que esperamos es una moneda. No mendigamos el pan”.

Y sus apariencias quizá contribuyan a que la gente los critique como personas holgazanas. ¿Acaso la inteligencia se mide con el vestido? ¿La capacidad se juzga por los zapatos que uno lleva puesto? Mientras vivamos inmiscuidos en sociedades con gobiernos retrógradas y conservadores a lo Inquisición, el desarrollo intelectual quedará rezagada mientras los años pasarán pisándonos la cabeza.

He admirado mucho el trabajo de los anfitriones de C.A.S.A. he tenido la suerte de llegar en el momento en que ensayaban y aproveché para tomarles fotos en el acto. He visto la disciplina con que llevan sus rutinas, los golpes que cuesta realizar trucos nuevos, por lo que valoro su esfuerzo y su coraje para seguir siendo un grupo que quiere compartir con el pueblo, lo mejor de sí.

Comentarios:

Miguel-amaranto@hotmail.com



lunes, 4 de octubre de 2010

Xamán: Revolución Cultural de México para el mundo



Generalmente, cada una de mis columnas nacen producto de algún suceso, de algo cotidiano, y esta no está alejada de ello.


La semana pasa, cuando dejé la columna anterior para publicarse, y después de haberlo publicado también en este espacio, caminaba por la calle Acuña rumbo al paradero. En el camino, me llamó la atención un letrero que, escrito a mano, decía lo siguiente: Centro Cultural del Desierto. Un local acondicionado, algo escondido entre los locales comerciales del centro de la ciudad entre las calles Morelos y Matamoros, lo cual hizo que robara toda mi atención. Me acerqué al chico que estaba en la puerta (el único que estaba), le pedí una precaria información y concretamos hablar al día siguiente.


A la hora de la entrevista ya no era sólo él, sino cuatro muchachos a los que ustedes pueden ver en la foto, dispuestos a conversar.


Con un nombre muy original, Xamán: Centro Cultural del Desierto, es una agrupación que surgió gracias a la unión de tres compañías de las artes escénica: Tolvanera Producciones (teatro), La Daga Films y Vendaval Films, productoras de video, de la cual, la última mencionada, es integrada por dos chicas, que no estuvieron en el momento de la entrevista: Tere Simental y Elizabeth Juarez.



De cómo surgió Xamán, y cuál es su intensión como proyecto, cuáles son las inquietudes, sus objetivos y las limitantes que han tenido, fue de lo que hablaron los muchachos. No voy a poner la entrevista de manera textual debido a la extensión, pero sí, unos fragmentos que he considerado lo más importante.


Antes quiero agregar que dirijo esta columna, no sólo a los Laguneros, sino a mis amigos peruanos, y a quienes me leen en otras partes, porque de lo que se trata esto, no sólo pasa por aquí, sino que el ímpetu, la pasión del artista, y la opresión que se tiene, no es de carácter local, sino también pasa en cualquier parte, cuando se permite que las “autoridades del arte” hagan de las suyas con los recursos que pertenecen a toda una nación; y lo que lleva a ser independiente a aquellos que no claudican, sino que con ello se alimentan de voluntad y de fe en el talento.



Los artistas aquí entrevistados, son (de izquierda a derecha en la foto): José Luis Rivera, Salvador Luévanos, Julio César Ruiz García y César Alan Galván. (integrante, pero ausente al igual que las chicas, es Gustavo Valdés).



De por qué el nombre, responde a esto Salvador: Bueno, le pusimos el Xamán, porque pertenece a todo un proyecto de una asociación civil llamada Centro Cultural del Desierto A. C. Entonces Xamán es parte de ese proyecto. Y la finalidad de esta asociación de artistas, de creadores Laguneros, es que cada producto que vayamos desarrollando, cada proyecto que se vaya implementando, lleve ún nombre que realce la cultura del norte de la República. La cultura, precisamente del Norte.



Y todo esto fundado en algo, que para mí es muy interesante: en busca que todos enfatizaron mucho: la identidad cultural. Una situación muy compleja tratándose de un proyecto que se realiza con miembros originarios de las tres ciudades que forman la Comarca Lagunera (Torreón de Coahuila, Gómez Palacio y Lerdo de Durango), puesto que son ciudades de suma industria. Pero su voluntad llama la atención cuando se escucha a alguien como José Luis diciendo: Queremos que la gente de aquí conozca su historia; porque es buscar un sentido de identidad que nos viene a decir de dónde venimos y probablemente sabremos hacia dónde vamos. También, implementar la cultura y el arte como forma de vida de cualquier persona; que la cultura sea parte de ti. A lo que Julio Cesar agrega: nosotros, los nuevos talentos que a lo mejor estuvimos con algunos maestros de la “vieja escuela”, traemos nuevas propuestas y queremos realizar nuestras inquietudes, nuestra forma de ver- en este caso- el teatro y las demás artes; tomar las calles, ir a donde no hay arte.



Y todo ello a pesar de los obstáculos. No Obstante que a pesar de toda la fuerza de voluntad, de todas las ganas, y –como dijo julio Cesar- de toda esa pasión que se pone al trabajo artístico- el apoyo de las autoridades es precario. Un punto que tocaron y que es importante decirlo, es sobre cuáles han sido los retos a los que se han enfrentado, sobre todo con las Instituciones culturales, a lo que Julio añadió: un reto muy importante es el malinchismo, en tu región y donde sea. Y también lo de las autoridades, de los mismos grupos y de la gente que también se dedica a lo mismo que en ves de ser un gran apoyo, se vuelven un obstáculo. Y como que hay mucha rivalidad entre los artistas de aquí; como que la escuela pasada es lo que dejó a los nuevos artistas; como que se encargaron de que todos estuviéramos peleados.



De que existe burocracia artística, sí; de que grupitos se cierran por infección del complejo de divos, también: pero gente que quiera manifestar un desacuerdo ante esta situación, son pocas, y dentro de ellas, estos chicos que alzaron la voz mediante quien escribe, para decir (primero Julio) lo siguiente al respecto: Los grupos cerrados y la burocracia artística han sido precisamente uno de los pilares que detonaron para iniciarnos con el centro cultural. Que el artista que no tiene espacio y que le cierran las puertas en todas las instituciones gubernamentales, culturales, etc. Tenga aquí un espacio donde se desarrolle artísticamente. Que no tenga la necesidad de estar pidiendo o viendo caras, o aguantando insultos. Y la desilusión no acaba allí, y esto también me movió el tapete cuando mencionó a uno de los escritores más conocidos de la Laguna, de quien jamás me imaginé esto; José Luis agrega después de que Julio juzgó que los artistas no somos limosneros: Hace un par de días, escuché, sin querer, a un reconocidísimo escritor Lagunero: Jaime Muñoz Vargas; en una junta del Instituto Coahuilense de Cultura; comentando sobre las utilidades de la institución donde él labora: “no pues, a los artistas hay que darles lo que podamos, que al cabo como ahorita no hay nada, no hay trabajo y andan necesitados, si les dices cualquier cosa, al cabo ellos van, no necesitan llevarlos. Si les dices vayan a Monclova, Matamoros, ellos agarran su transporte y se van”. Luego Salvador, después de hablar acerca de la típica frase que escuchan a pesar de los cambios de gobierno: “Participa con nosotros para que te des a conocer” menciona: ¡Ya no queremos trabajar “para darnos a conocer”, sino queremos trabajar de esto, vivir de esto, ofertar nuestra propuesta cultural y que las autoridades consuman, tanto como el visitante también lo consuma… Y esto es una invitación a las instituciones: O se ponen las pilas, o se van a terminar. Porque están haciendo nuevas instituciones, hay nuevos talentos, ellos van ya de salida, sus ideas parece ser que ya terminaron (de las autoridades) y ahora eso de “darse a conocer” va a tener que ser aplicable a ellos,haber ahora den a conocer una nueva imagen, porque nosotros ya no vamos a seguir trabajando de esta manera.



Sí provoca desilusión, viniendo de un hombre que se supone pugna por el bienestar cultural. O ¿acaso así se consigue recursos para publicar un libro? Quiero pensar que se trata de una piorrea mental. De esos momentos en que aunque aprietes la boca, una estupidez sale por el hecho de que suponemos “nadie oye”. Y espero que Jaime no haya perdido el piso por sus logros como escritor indiscutibles.



Pero gracias e esos sucesos pues resultan movimientos como proponen los “Xamanes del Norte” (sólo es Xamán el grupo. Lo demás es un agregado mío con todo respeto), que se han levantado con más fuerza en este 2010, nombrando este año como “El año de la Revolución Cultural” que yo he sentido y me ha dado gusto, que es una respuesta al patrón de que cada 100 años en este país tiene que suceder algo. Y al parecer, le toca levantarse al hombre y la mujer, no en armas, sino en talento, en capacidad, en ingenio. Y todo eso, aquí en el Norte de México en que Xamán, pretende hacer de esta zona, la Capital Cultural. Y a pesar de todas las dificultades, de esa ausencia que hay en el interés de la gente por el trabajo que hacen, siendo juzgados de ociosos y hasta vagos, ellos están agradecidos con toda la Comarca Lagunera y con aquellos que han aplaudido sus eventos en Matamoros; Coahuila, un poblado, medio rancho, medio ciudad, ubicado a poco más de 20 minutos de Torreón.



Sobre el objetivo principal, a parte de ser la Capital Cultural, César Alan lo resume de manera puntual: enseñar a la gente de la Comarca Lagunera, que aquí hay muchos artistas y que no necesitan contratar gente de fuera porque aquí hay talento suficiente. Y otro reto es que la gente nos conozca más y se integre con nosotros.


Pero también, como apunta José Luis: El sur y el centro del país tienen una identidad muy marcada, entonces nosotros- en esta parte del norte- los Laguneros, por la cercanía con la frontera, tendemos a ser una vana emulación de los gringos y se pierde un poco nuestra cultura; entonces este centro cultural viene a eso: a reforzar y a buscar una identidad.


Con un talento disciplinado y con un trabajo profesional, ellos exigen atención; puesto que consideran su trabajo, competitivo y de clase internacional, si nos ponen los mejores escenarios, nosotros podemos hacer grandes cosas porque tenemos la educación y la preparación para ello; dice Julio.



Me hubiera gustado ser yo quien se dirija a las autoridades, no sólo de la Laguna, sino de todos los estados, todos los países que aún no se dan cuentan, o se hacen de la vista gorda, a la realidad que los pueblos sin educación, sin cultura, sin arte, no pasaran de ser siempre: Países, Estados, Ciudades en vía de desarrollo. Pero Salvador Luévanos tiene un llamado hacia sus autoridades que me ha dejado sin nada por agregar: A ver si pudieras poner esto en negritas: Este es un mensaje a todos los Directores, Tesoreros, Administradores de los Institutos de Cultura: No somos ignorantes, no somos tontos; yo creo que se ven más tontos dando esa clase de respuestas. Los artistas de hoy, los artistas de esta era, en la Laguna; sabemos que hay partidas presupuestales MILLONARIAS para apoyar proyectos culturales independientes; ¡se acabó la era de embolsarse ese dinero!



Esto, entre otras cosas fueron parte de lo que manifestaron los muchachos de Xamán, que como ya mencioné, no pude agregar todo por lo extenso que fue la entrevista.



Para concluir, esto es para usted, mi querido lector: si las autoridades no funcionan como exigimos a pesar de nuestras peticiones, si no trabajan para el desarrollo de nuestros países, de nuestras ciudades; ¿qué papel debemos tomar ante estos casos? En lo personal, empezaré por no cruzarme los brazos.



Espero sus comentarios aquí mismo, o en mi correo:


miguel-amaranto@hotmail.com




jueves, 30 de septiembre de 2010

A mayores quejas, pocas acciones

Iba por el centro de la ciudad y me dispuse a tomar el camión para regresar a casa; cuando subí íbamos el chofer y yo, después sube un señor de casi ocho décadas que al ver el trasporte casi vacío, entabla una conversación con el operador. ¿Por qué tan solo? Pregunta el hombre obteniendo como respuesta un: “¡quién sabe!”. La conversación continúa a menudo que avanzamos y se hace larga con frases quejosas en ambos: que si los que se enriquecen a costa de los pobres son los funcionarios públicos, que estamos en un país en el que nos gobiernan una bola de rateros, que por lo menos el PRI robaba y dejaba robar, que esos tiempos eran buenos porque en el país todos robaban casi parejo, que si la policía esto, que si la inseguridad el otro.

El tema no me sorprende, a nadie sorprende escuchar esto, pero tampoco provoca reacciones; esto es lo lamentable. Criticar a los gobiernos, a los funcionarios, a la policía, en fin, a todo que trabaje en entidades gubernamentales; da un aire de analíticos, de expertos en asuntos políticos, de gente con espíritu revolucionario a quienes se dedican a eso. Pero ahí queda, no pasa del círculo en el que se habla: todos proponen, todos harían tal o cual cosa si estuvieran en oficinas públicas, pero insisto, no pasa nada. No quiero que esto se tome como un fomento a levantamientos o una insinuación a la violencia, porque pretextos para acusaciones no faltan. Sino, a lo que quiero llegar es hasta dónde llega una sociedad cuando carece de información, cuando carece de educación, de cultura.

En una sociedad en la que las conversaciones estàn teñidas de amarillo, y en la que las grandes empresas de comunicación lo fomentan porque es lo que reditúa, es difícil que propuestas serias, que análisis objetivos y manifestaciones artísticas hallen un espacio para su divulgación.

la ausencia de ello ante los ojos de la gente, y la precariedad de las mismas, llevan a los pueblos a ser una sociedad mediocre; porque si bien es cierto que la cultura es la capacidad del ser humano para adaptarse a ciertas circunstancias y transmitir un conjunto de elementos aprendidos a la generación siguiente, ¿qué esperamos dar de nosotros si carecemos de ella, a las generaciones venideras?

Por ello quedamos en el límite del juicio y la acción; parados en la piola del conformismo esperando qué recibimos pero sin pensar en qué exigir. Los artistas ( y digo ARTISTAS, no faranduleros) deben de estar al pie del cañón para sobrevivir a las inclemencias del rechazo y estar presentes para que la sociedad los vea. Digo esto porque para desgracia nuestra y como apoyo a la ignorancia, existen quienes cierran círculos en grupos “culturales”, burócratas del “arte”, olvidando la sensibilidad humana que mueve a todo tipo de expresión. Pero tambièn vale enfatizar la voluntad de quienes crean sus propios foros, invitando a otros para compartir eso que se desea transmitir.

Si lejos de dar consejos a funcionarios mediante el oído del amigo (a sabiendas que es una utopía), exigimos más información, si lejos de pedir trabajo desde los brazos del ocio, nos ponemos a buscar las formas de salir adelante, y si lejos de exigir a los dueños de la “educación”, mejores escuelas, nos ponemos a leer lo que tenemos o lo que nos puedan prestar, nosotros como ciudadanos estaremos ganándole pasos al analfabetismos, a la ignorancia; porque lo que no pensamos es que un pueblo sin cultura, sin información, convierte a la sociedad en presa fácil de la opresión en todas sus dimensiones.

Por ello, en ves de subir al camión y hablar con el chofer de algo que no nos va a solucionar, o en lugar de subir al taxi y alimentar el ego del taxista (como sabelotodo social), leamos algo, observemos el camino, porque en algún lugar, nuestros ojos hallarán el mensaje de alguien que algo nos quiere decir, con gestos, con palabras, con música.

El arte, la cultura, el aprender es necesario para todos nosotros, y quiero terminar citando unas palabras de Aristóteles, plasmadas en “Arte Poètica”: “...El aprender es cosa muy deleitable, no sólo a los filósofos, sino también a los demás, dado que éstos por breve tiempo lo disfrutan”.

Espero sus comentarios en:

miguel-amaranto@hotmail.com

martes, 14 de septiembre de 2010

LAS MUJERES EN LA INDEPENDENCIA Y LA REVOLUCIÓN MEXICANA

El tema de la revolución y la Independencia mexicana han sido tratados siempre como lo trata la historia oficial, historia que deja mucho qué desear en cuanto a la información que se proporciona. Siempre sobresalen héroes, hombres ilustres que han contribuido a las victorias; pero de quienes se mencionan poco o nada, de quienes se conoce por ser la esposa o la viuda de, es de la mujer mexicana y su participación importantísima en la guerra de la de la Independencia y la revolución.

Como apología al machismo, los libros de textos realzan la valentía de los hombres de México, quienes dieron hasta la vida por la patria; pero el papel de la mujer queda un tanto aislado, aparece untadito en los libros de la “historia oficial”, alejándonos de la magna información oculta que habla sobre la importancia de la mujer en los enfrentamientos. Mujeres que ofrecían la vida a cambio de nada, ofreciendo su cuerpo como alimento de los insurgentes, a cambio del éxito de su lucha.

Pocos sabemos (considerando sólo los que tenemos acceso a informarnos) los nombres de esas mujeres, del desempeño que tuvieron y sus logros.

Una de ellas, quien devuelve el aliento a los insurgentes, en un momento crítico en el que don Nicolás Bravo se enfrenta a sus sentimientos humanitarios que lo caracterizaban, ordenando diezmar a sus soldados para que comiesen los demás- Este evento ocurre cuando los insurgentes habían quedado sin provisiones, se había perdido el entusiasmo y, en ese pueblito casi perdido en la aspereza de la sierra de Xaliaca o Tlacotepec, los realistas tenían sitiado- es Doña Antonia Nava de Catalán, esposa de don Nicolás Catalán (uno de los más fieles defensores de la independencia), a quien la nombraron La Generala por su valentía.

Viendo las circunstancias, ella junto a doña Catalina Gonzales, compañera y amiga, acercándose al general Bravo, le dice: "Venimos porque hemos hallado la manera de ser útiles a nuestra Patria. ¡No podemos pelear, pero podemos servir de alimento! He aquí nuestros cuerpos que pueden repartirse como ración a los soldados." Esta actitud hace que los soldados recuperen el ánimo y vuelven a la lucha, con las mujeres armadas de machetes y garrotes para enfrentar al enemigo.

Cabe mencionar también a mujeres como a doña Rafaela López Aguado, madre de los Rayones, a doña María Petra Teruel de Velasco, digna protectora de los insurgentes presos; a doña Ana García, esposa del patriota Coronel José Félix Trespalacios, a quien acompañó en una travesía de ciento sesenta lenguas y lo salvó de dos sentencias de muerte que contra él condenara el Partido Realista; a las hermanas González de Pénjamo, quienes sacrificaron su fortuna y tumbaron su casa para unirse con los insurgentes; a las hermanas Moreno, que dieron incontables pruebas de abnegación y de patriotismo, junto a don Pedro Moreno y de Mina; y a las hermanas Francisca y Magdalena Godos, que durante el sitio de Coscomatepec, hacían cartuchos y cuidaban a los enfermos.

Y podemos seguir mencionando, por ejemplo, a aquellas mujeres sin nombre, que por este motivo son dignas de rescatarse en la memoria; mujeres a quienes la historia sólo conserva el recuerdo ínfimo de sus participaciones. La esposa de don Albino García, pobre y humilde de origen, montada en su caballo, con espada en mano entraba adelante a los ataques al tiempo que alentaba con su voz y su ejemplo a los insurgentes.

Y lo mismo en la revolución destacan mujeres por su ocupación. Están las periodistas y escritoras:

· Las periodistas formaron parte de un grupo de mujeres en la actividad política y social.

· Fundaron periódicos de oposición al régimen y en defensa de las clases desvalidas.

· Juana Belén Gutiérrez de Mendoza dirigió el periódico Vésper, dedicado a defender a los mineros y a combatir la dictadura.

· Guadalupe Rojo, viuda de Alvarado, directora del periódico Juan Panadero, fue presa en la cárcel de Belén por defender a los campesinos de Yautepec. Este Periódico se difundió en Guadalajara y después en México.

· Emilia Enríquez de Rivera, “Obdulia”, tuvo ideas renovadoras en la revista Hogar; mientras que Julia Sánchez, “Julia Mata”, fulminaba con sus críticas a la oligarquía en El látigo justiciero.

· Desde la Sierra de Guerrero se lanzó el Plan Político y Social, cuya redacción se confió a Dolores Jiménez y Muro, quien había sido redactora de El Diario del Hogar; en este documento —escrito por revolucionarios de cinco entidades de la República— se desconoció el régimen porfirista por “haber suprimido la prensa independiente, cerrado clubes, prohibiendo toda manifestación reveladora de la opinión pública y llevando a las cárceles, sin respetar a las mujeres… y se propuso modificar la ley de imprenta, proteger a los indígenas, aumentar los jornales de los trabajadores de ambos sexos y reducir a 9 las horas de trabajo”.

· María Hernández Zarco se hizo notable porque en 1913, cuando todas las imprentas de la capital se negaron a imprimir el discurso del Senador Belisario Domínguez —en donde condenaba el régimen de Huerta—, ella lo hizo a escondidas, por las noches, en el taller de Adolfo Montes de Oca, donde trabajaba.

En los complots, paso de armas, correos y difusión de noticias, sobresalieron Carmen Serdán, hermana de Aquiles Serdán; Carmen Alatriste, su madre; y Francisca del Valle, su esposa; también se involucraron Guadalupe, Rosa y María Narváez, quienes coordinaron las operaciones en el estado de Puebla, imprimieron y repartieron proclamas, así como distribuyeron armas, para luchar contra el régimen de Díaz.

Independientemente de las tropas a las que pertenecían, agarraron sus armas y combatieron al lado de los hombres; alentaron los ánimos de la tropa, caminaron en la retaguardia, buscaron alimento, lo prepararon y distribuyeron, parieron a sus hijos, se desempeñaron como espías, lloraron sus muertos y también murieron. Las mujeres soldaderas fueron:

  • Soldaderas del Ejército Federal.
  • Zapatistas que pelearon al lado de Emiliano Zapata y sus generales, mujeres campesinas.
  • Las Adelitas que pelearon en el norte con el general Villa.

“Junto a las grandes tropas de Francisco Villa, Emiliano Zapata y Venustiano Carranza, más de mil novecientos líderes lucharon en bandas rebeldes. Las soldaderas pululan en las fotografías. Multitud anónima, comparsas, al parecer telón de fondo, sólo hacen bulto, pero sin ellas los soldados no hubieran comido ni dormido ni peleado” (Elena Poniatowska, 1999).

Y Las coronelas que jugaron un papel importantísimo:

  • Carmen Alanís se levantó en armas en Casas Grandes Chihuahua y participó en la toma de Ciudad Juárez con 300 hombres a su mando.
  • Juana Gutiérrez de Mendoza y La China comandaron un batallón formado por las viudas, hijas y hermanas de los combatientes muertos.
  • Dolores Jiménez y Muro, coronela redactora del Plan Político y Social, desconoció al régimen Porfirista.

La historia ha sido ingrata con las mujeres que han contribuido con acciones importantes en la independencia y en la revolución de este país. mujeres que después de 200 años de independencia y 100 de revolución, siguen pugnando por tomar posición importante en los avances que va teniendo la sociedad. Poco se ha escrito sobre las que lucharon, poco se sabe de las Coronelas, de las Soldaderas, incluso de la participación de los niños en las tropas. No se han escrito historias sobre ellas, no hay tantas heroínas como héroes; todo lo que se sabe es por testimonios y un testimonio es-como lo manifiesta un estudio titulado “Las mujeres en la revolución mexicana: un protagonismo silenciado” de Alessandra Sutter: “Al igual que la historia, el testimonio encierra ciertos elementos de poder, ya que se escoge lo que se va a exponer. Una de las limitaciones del testimonio es que se pueden cuestionar los elementos de la verdad en el mismo, pero como a ciencia cierta no se sabe cuál es la Verdad, se puede tomar como referencia”. Y existe un testimonio del señor Felix Molina Lara, quien convivió con la tropa desde la edad de 4 años, fue miembro del batallón “Fieles de Huiviris” y se retiró del ejército con el grado de Sargento 1º; que menciona el desempeño de la mujer, un testimonio que según Sutter “muestra otra perspectiva sobre la participación de la mujer en la Revolución Mexicana. Aunque Molina reconoce la temeridad de la mujer, es evidente que en el interior del testimonio se muestra cierto machismo cuando se dice que la mujer ha peleado “cuando las circunstancias la obligan". En este caso se excluyen las mujeres que han luchado por algún ideal sin que las circunstancias las obliguen.” Y aquí el testimonio de Molina Lara:

“Un toque de corneta se oyó a lo lejos pidiendo contraseña. El eco difundió el sonido del instrumento de guerra y el comandante del campamento instruyó a la corneta de órdenes para que contestara. Una vez confirmado que se trataba de fuerzas amigas, se esperó su llegada. Por otra parte, se tenían noticias de que pronto atacaría el enemigo, por lo que se preparó la defensa del lugar. El comandante dispuso la distribución de los elementos a sus órdenes. De pronto, una Soldadera llegó a todo correr agitando un trapo

mientras a gritos avisaba que el enemigo estaba cerca. Desde luego el comandante, como buen militar, alertó a la tropa indicándoles que esperaran su señal para disparar. Efectivamente, cuando la fuerza contraria se encontraba a la distancia convenida, él dio la

orden disparando su 45 sobre el enemigo que se acercaba: ¡FUEGO!...Una descarga cerrada recibió a los atacantes y aunque eran superiores en número, la tropa no se arredró y sostuvo durante 48 horas el combate. Soldado que caía, era sustituido por una soldadera, quien con su arrojo demostraba mas audacia que los hombres, los que viéndose alentados por aquél ejemplo, derrotaron al enemigo. Es justo aclarar que también participaron en aquel combate muchachos de entre 9 y 11 años, ellos tomaron las armas para defender la parte que les correspondió. ¡Fue dura la jornada! En el campamento, sumido en la oscuridad de la noche, la "juanada" descansaba. Únicamente se oían los pasos de los soldados del rondín que vigilaban el sueño de sus compañeros: jefes, oficiales y tropa. Todos agotados, ¡No habían comido ni dormido en las 48 horas que duró la refriega! Alrededor del campamento quedaron diseminados muchos cadáveres que fueron incinerados por montones con gasolina. Solamente se dio sepultura a los 27 soldados que murieron en combate. La superioridad ordenó que a sus viudas e hijos, se les expidieran pasajes para su lugar de origen. La mujer Mexicana siempre ha dado muestra de arrojo y temeridad cuando las circunstancias la obligan, muchas obtuvieron grados militares durante la revolución, algunas se hicieron famosas como coronelas, otras como soldados rasos... ¡La mayoría, como verdaderas Soldaderas!”

En un sondeo que se realizó para este reportaje, en las calles de la ciudad se le preguntó a 100 personas si conocía heroínas de la independencia y de la revolución mexicana. El 90% no mencionó más que a las que menciona la historia oficial y el otro 10% conocía vagamente algo sobre las que hemos mencionado.

Gracias a la participación de la mujer es que la sociedad ha tenido logros significativos y logros para ellas mismas, pero desgraciadamente aún estamos conviviendo con hombres misóginos, retrógradas y “machos” que menoscaban los avances que la mujer quiere lograr para el bien del país, para mejorar la interacción entre ambos sexos y lograr la equidad. Para ello es necesario que los que gobiernan el país, tomen en serio la historia y que incluyan a las verdaderas heroínas en la “Historia Oficial” que carece de mucho.

Festejar la independencia y la revolución, debe tener un enfoque dirigido también a todas las que fueron protagonistas en ambas luchas y darle un sentido de verdadera equidad reconociendo en valor de la mujer a través de la historia del país.